Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Addis Alarcón escriba una noticia?

Los archiveros dentro de los archivos históricos

17
- +
06/01/2021 15:15 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Archivos históricos. Institución que permite por medio de sus archiveros recolectar, gestionar, conservar, facilitar y garantizar el acceso a los documento históricos por parte de los usuarios

El contexto de la sociedad actual se caracteriza por el crecimiento exponencial de la información y del conocimiento, el desarrollo acelerado de la tecnología de la información y comunicación, así como su integración con las telecomunicaciones. Otro aspecto que la caracteriza es la globalización, no solo económica, sino también cultural. De ahí la importancia de que cada país proyecte acciones en aras de preservar su cultura, nacionalidad, patrimonio y la memoria histórica que los identifican y que los hacen iguales y diferentes al mismo tiempo.

En los archivos histórico se preserva todo ese caudal que contribuye al desarrollo cotidiano de las distintas actividades que llevamos a cabo a lo largo de nuestra vida, pues su objetivo  no solo implica la capacidad de poder navegar los hechos que tuvieron lugar en el pasado, sino que constituyen una herramienta clave que nos permite entender el presente y proyectar el futuro. Se trabaja con información primaria y mensajes múltiples, lo cual da mayor complejidad a los lenguajes de recuperación. Estos ofrecen a la sociedad abundantes recursos para sus investigaciones, pues constituyen un medio eficaz para el intercambio cultural, tanto en los sistemas sociales como educacionales y ponen al servicio del hombre conocimientos que se van desarrollando relacionados con su propia realidad y contribuyen a perfilar mejor el futuro al ser vehículo impulsor de la cultura y producto cultural simultáneamente.

Con la aceptación de la Norma Internacional General de Descripción Archivística ISAD (G) para elaborar descripciones propias e identificar y explicar los documentos en su contexto y contenido con el fin de hacerlos accesibles, y al seguir recomendaciones que ofrece la Norma Internacional sobre los encabezamientos autorizados archivísticos relativos a entidades, personas y familias ISAAR (CPF), así como la más reciente norma que sirve de guía para elaborar descripciones de funciones de instituciones vinculadas con la producción y conservación de documentos (ISDF), mejora el camino hacia la normalización de las descripciones documentales y de sus puntos de acceso.

En ellas se recomienda que en el ámbito nacional o en cada lengua se preparen normas y convenios para la normalización de los puntos de acceso y en ello consiste, precisamente, la norma cubana de descripción archivística, que es una propuesta destinada principalmente a los archivos históricos miembros de la Red Nacional de Archivos, pero también, ajustado a los archivos históricos de América Latina, emparentados por iguales problemas en cuanto a la descripción documental, por el uso común de la lengua española y por una similar, historia administrativa, durante y después del poderío colonial en el contenido. Las características particulares de la documentación y de la información que atesoran los archivos históricos (materiales antiguos, únicos y de casi imposible predicción temática) dificultan la descripción, pero también la selección y control de los puntos de acceso.

La organización de la información en un archivo histórico se realiza por medio del tratamiento archivístico, en el que intervienen un conjunto de fases que componen el proceso de control intelectual y material de los fondos a lo largo del ciclo vital de los documentos y que está determinado por: la identificación del organismo productor, que tendrá en cuenta el conjunto de documentos producidos por un mismo sujeto productor, en el desarrollo de una misma función, y cuya actuación administrativa ha sido plasmada en un mismo tipo documental; la clasificación, sigue el principio de procedencia y agrupa los documentos bajo conceptos que reflejan las funciones generales y las actividades concretas dentro de una estructura jerárquica y lógica, que se manifiesta en el cuadro o modelo de niveles de clasificación y ordenación de un fondo; la descripción archivística.

Los archiveros

La descripción archivística, como parte culminante del trabajo archivístico tiene la finalidad de proporcionar información a los usuarios; facilitar el control archivístico físico e intelectual de los documentos; brindar información precisa sobre el patrimonio documental en su encargo de constituir una fuente de consulta como reservorio y difusor del conocimiento; es la fase de tratamiento archivístico en la que se elaboran los instrumentos de información; facilita el conocimiento mediante la consulta de los fondos documentales;constituye una representación exacta del nivel de descripción (fondo;subfondo/ sección de fondo; serie; unidad documental compuesta: expediente; unidad documental simple: documento), así como de las partes que la componen, mediante la recopilación, análisis, organización y registro de la información que sirve para identificar, gestionar, localizar y explicar los documentos de archivo, así como su contexto y el sistema que los ha producido. Esta se vincula además con los procesos previos de identificación y clasificación, la información para ser descrita debe estar debidamente organizada; en el archivo histórico el proceso de la descripción es esencial para recuperar el contenido del documento.

¿Quién se encarga de que los documentos sean protegidos de modo tal de que tanto las cualidades que poseen como la calidad de la información que contienen se conserven inalterables?

La respuesta es simple, ese es precisamente el rol que ejerce el archivista. Ser archivista es una profesión fascinante, no hay demasiados trabajos en los cuales uno pueda decir que lo que se haga en el presente va a ser de gran importancia dentro de cien años. Es por eso que los profesionales de la información necesitan sentir pasión por la historia, deben tener ojo para los detalles y un fuerte compromiso de servicio hacia la comunidad, convirtiéndose de esta manera en los guardianes de la memoria de la sociedad. Con el desarrollo  los archivos se han convertido  precisamente, en sistemas de información altamente efectivos para la investigación histórica. Lo que significa un reto para este tipo de profesional que se desempeña en estas instituciones y que tiene entre sus funciones procesar la información que guarda para luego ofrecer al usuario.

Concentrar toda esa riqueza en términos, resulta un acto de suprema responsabilidad. Seleccionar y proponer descriptores para asuntos tan diversos y provechosos genera no pocas contradicciones, y punto muy delicado es el nivel de precisión al escogerlos. Es por ello que por tan ardua labor me detengo y de algún modo reverencio,   tanto a una institución como su figura protagónica, pocas veces reconoocidas.


Sobre esta noticia

Autor:
Addis Alarcón (3 noticias)
Visitas:
342
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.