Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Guardiana escriba una noticia?

Bachelet, una mujer al servicio de su pueblo

08/11/2009 16:24 2 Comentarios Lectura: ( palabras)

La sra. Presidenta de chile, una persona increíble. Todo un ejemplo para la latinoamérica

“Manos limpias, uñas cortas”, así rezaba un slogan partidario, de los socialistas, cuando yo era pequeña, una frase que resumía claramente, un postulado de honestidad y de condena a la rapiña.

La Sra. Presidenta Michelle BACHELET, habla con una voz suave, con ese hermoso acento que tienen los chilenos, su discurso es claro, sencillo, no por eso poco medular. También es de utilizar muchos ademanes, sus manos se muestran francas, limpias y de uñas cortas.

Es médica pediatra, ocupo muchos cargos en el gobierno de su país antes de llegar al poder y en su historia cuenta con no pocos sufrimientos, fue una de las tantas víctimas, junto a su madre, de la horrorosa dictadura implantada por Pinochet en la década del ’70.

Pero no guarda rencores, no ha perdido la memoria, simplemente le resulta más importante mirar de cara al futuro y generar las condiciones necesarias para que su sociedad, aprenda a resolver más democráticamente las diferencias y que no vuelva a suceder lo del pasado.

“Porque fui víctima del odio consagré mi vida a desterrar el odio” así lo planteó desde el principio y en el mismo momento que asumió la presidencia.

Dentro de sólo cuatro meses, se acaba su mandato y ni siquiera se plantea la posibilidad de algún artilugio legal para ser reelecta, a pesar de que cuenta con un altísimo índice de popularidad, nada más y nada menos que del 80%.

“Porque fui víctima del odio consagré mi vida a desterrar el odio”

¿Por qué? Pues porque piensa que la política y las instituciones tienen que tener reglas claras para todos, permanentes, que no deben ser cambiadas a gusto de quien ejerce el liderazgo.

Esto nos demuestra que esta dama, tiene muy conciente el hecho de que es una servidora pública, que tiene un poder otorgado y no ‘el poder’.

Y lo ejerce desde un lugar femenino. Muchas mujeres, que llegan a altos cargos, tienden a masculinizar su conducta, es tan difícil lidiar con siglos de machismo arraigado en las instituciones, que no encuentran la manera.

Más BACHELET, lo hace, se pone en el lugar del otro, de los otros, no deja de lado su sensibilidad, su comprensión, su tolerancia y cuando llega el momento de las decisiones, no necesita convertirse en una Tatcher, no es una mujer de hierro, es una MUJER, con mayúsculas, si señor.

Y ha logrado más con la cuchara que con el tenedor, laboriosamente, abnegadamente, sencillamente, y se lleva todo el mérito, todos los laureles.

¡Un ejemplo, sin duda alguna, un ejemplo!


Sobre esta noticia

Autor:
Guardiana (117 noticias)
Visitas:
1704
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

Andrea (10/11/2009)

indudablemente como sociedad estamos muy lejos de generar "Mujeres" así que accedan al poder con tanta dignidad e hidalguía....lo que estamos atravesando actualmente como argentinos es una de las peores decandencias en democracia

0
+ -

Guardiana (10/11/2009)

Hola Andrea! Yo creo que mujeres las hay, muchas y seguramente muy calificadas, pero... todavía estamos atravesando una etapa donde el dominio de la política es un coto absolutamente masculino, impenetrable, vedado, quizás con el tiempo las cosas cambien. Deberemos luchar y rezar por ello. Muchas gracias por tu comentario. Guardiana.