Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Andrés Zarzuelo escriba una noticia?

Barrionuevo quiere "parar el país" con una huelga y busca el acompañamiento de Moyano

16/03/2014 20:53 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image Crédito: Télam "Han destruido los salarios. Seguro vamos a desembocar en un plan de lucha. Ojalá se sumen muchos gremios de la otra CGT, pero ahora mismo estamos en condiciones de paralizar el país ". Lo dice Luis Barrionuevo, convencido del poderío sindical de su alianza con Hugo Moyano, que se pondrá a prueba en el plenario que ambas centrales opositoras proyectan para el 18 o 20 de este mes; con la presencia extra de las delegaciones cegetistas del interior. Se verá qué sale de allí, pero el muy mal clima con el Gobierno está garantizado. El desfasaje notorio que se configuró entre precios y sueldos tras el mix inflación-devaluación, es el argumento central que presenta el dirigente gastronómico para ir al choque. "En mi paritaria, yo tengo que decirles a las cuatro cámaras patronales de mi sector que primero me den el 12 por ciento que los gastronómicos perdimos en los últimos meses con la inflación --señaló Barrionuevo a Infobae desde Catamarca--. Y recién después hablamos de un nuevo acuerdo".La paritaria gastronómica, que involucra a 300 mil trabajadores, es una de las que arrancará formalmente la semana próxima. El gremio se descolgará con un pedido de aumento del 40 por ciento: "Suena a mucho, pero es la realidad...", concluyó el jefe de la CGT Azul y Blanca.Con todo, el grueso de las miradas estarán enfocadas en la negociación salarial de la UOM de Antonio Caló, especialmente porque se trata de unos los gremios insignia del kirchnerismo. El Gobierno lo quiere de caso testigo de moderación para el sector privado ; del mismo modo que busca que la paritaria docente termine regulando el salario de los empleados estatales.Empezó con el paso cambiado la paritaria metalúrgica. Caló pidió un incremento del 30 por ciento de una vez, o en dos cuotas de 20 y 10 por ciento acumulativos; más el pago de dos sumas fijas de 1000 pesos. A los empresarios del metal la propuesta no les cerró. Dijeron que se estiraban a tres cuotas de 8 por ciento cada una --no acumulativas-- a pagarse en abril, julio y octubre, además de un único pago de 1000 pesos. El híper oficialismo de Caló no dio para tanto y rechazó la contrapropuesta.Voceros que conocen la interna de la UOM como la palma de sus manos dan cuenta del mal talante que hay hoy entre las bases con la conducción del poderoso gremio industrial, por los escasos beneficios que les ha traído tanta subordinación con la administración K. Los sueldos son bajos y encima este verano ha detonado una multiplicidad de conflictos en metalúrgicas de distintas localidades, sea en Buenos Aires o Tierra del Fuego, con un correlato de despidos y suspensiones. Aunque mejores pagos, los mecánicos viven una coyuntura parecida.imagePero se vienen días más movidos, con muchos jugadores en la cancha: irán por nuevos salarios los trabajadores de la Alimentación, cerveceros, portuarios, químicos, farmacia, subtes, panaderos, madereros y gráficos. Unos y otros se miran de reojo para ver qué porcentajes maneja cada uno. El mes que viene será el turno de negociar de la estratégica Federación de Comercio, el gremio más numeroso del país con su millón y pico de afiliados. Armando Cavalieri les avisó a los suyos que irá por una mejora del 30 por ciento, más el pago de alguna suma fija. "Lo que también quiere el Gitano es algún auxilio financiero para seguir prestándole servicios de salud a los monotributistas", informó{o un portavoz mercantil.. Teléfono para el Gobierno, que metió en la amansadora esta demanda común a todos los grandes gremios.En abril también desfilarán por las pasarelas del Ministerio de Trabajo, los gremios de calzados, medicina privada y ceramistas. Los pedidos de los que están en las gateras irán del 30 al 40 por ciento.Pero además hay otras varias organizaciones que siguen firmes en la idea de desdoblar los acuerdos: esto es, negociar primero sumas puente por un período de tres meses, y en un segundo acto discutir salarios por un año. Consideran que así podrán recuperar de manera más segura algo del maltrecho poder adquisitivo. Los gremios ferroviarios, entre otros, creen eso. La viceministra de Trabajo Noemí Rial prometió responder esta semana si acepta tal modalidad, y si convalida la exigencia gremial de que los aumentos sean idénticos para los sectores de pasajeros y de cargas.Mientras, conforme pasan las semanas, el conflicto docente sigue incorporando nuevos capítulos sin que se pueda vislumbrar hasta ahora cuál será el desenlace de esta saga a nivel nacional que tiene en vilo a medio país. Los hombres de la Presidenta esgrimen el problema de la financiación para dar de baja las expectativas de los gremios."La Nación interviene decisivamente en la negociación de los salarios docentes, pero aporta una porción marginal y cada vez más pequeña de las remuneraciones, sólo de un 7 por ciento. Este esquema potencia la conflictividad, llegando a la irracionalidad de que en las provincias donde se acordaron aumentos tampoco se iniciaron las clases", asevera el ex técnico cavalista Osvaldo Giordano, hoy a cargo del Instituto para el Desarrollo Social Argentino (IDESA).En verdad, todos tienen algo para decir sobre la paritaria docente. El vicegobernador bonaerense, Gabriel Mariotto logró mover el amperímetro del debate al pedir que la educación sea considerada un derecho esencial, al sólo efecto de limitar el derecho de huelga de los maestros. Desde la adhesión, Pablo Micheli, jefe de la CTA anti-K, salió a reivindicar la lucha de los docentes en un acto que encabezó el miércoles en Plaza de Mayo, como corolario de una jornada nacional de protesta que la historia no registrará. La ausencia de Moyano, naturalmente, se notó.Eso sí: de cara al futuro, para el caso de no querer sumar más descrédito, la dirigencia gremial debería apurar el análisis de los graves episodios de violencia sindical que se registraron martes y miércoles. La refriega salvaje de dos fracciones antagónicas de la UOCRA (con el saldo de un muerto y heridos varios) y la agresión espantosa de un grupo de energúmenos contra un joven que arrojaron al vacío en el Puente Pueyrredón, invitan a preguntarse: ¿los responsables de los desmanes fueron personas ajenas al ámbito gremial, como se dijo en ambos casos?, ¿cómo se explica la aparición recurrente de barrabravas que nadie parece controlar?, ¿dónde estaba la policía?, ¿los gremios están infiltrados? ¿esto continuará?


Sobre esta noticia

Autor:
Andrés Zarzuelo (881 noticias)
Fuente:
andreszpoliticaycultura.blogspot.com
Visitas:
55
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.