Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Asi Sera escriba una noticia?

Estupidez humana al volante

02/04/2014 17:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Hay una sociedad que se padece y se sufre cada día, cada noche, cada madrugada y cada fin de semana en muchos vehículos que cruzan las calles de la ciudad

Gastón Luca y C. M. B. no cayeron en paracaídas a Córdoba. No son viajeros de otras latitudes que llegaron a la ciudad, se subieron a un auto y pusieron primera. Ambos muchachos, inocentes hasta que se demuestre lo contrario, son parte de esa sociedad que se padece y se sufre cada día, cada noche, cada madrugada y cada fin de semana en muchos vehículos que cruzan las calles de la ciudad (Testigos aseguran que corrían picadas).

Conforman esa fauna urbana que se patentiza en los que pasan el semáforo en rojo, en los que se adelantan por la derecha, en los que tiran el auto encima al peatón cuando cruza, en los que pisan el acelerador cuando hay que ir a 40 kilómetros por hora; esa fauna a la que parece no importarle en lo más mínimo el otro.

Gastón y C. M. B. están acusados de haber corrido una picada. Si esto se confirma, la imputación de homicidio culposo agravado (imprudencia, negligencia o impericia) que pesa sobre el segundo podría pasar a homicidio por dolo eventual (representarse que se puede dañar a otro y no hacer nada para evitarlo).

Los padres de Mariana esperan una condena ejemplificadora.

Los más resonantes juicios por dramas viales terminaron con condenas por la figura “culposa”. Veamos: Walter Perotti fue condenado a tres años de cárcel tras atropellar y matar a un joven en la ciudad de Laboulaye, en 2009; Matías Castro fue sentenciado a cuatro años y 10 meses de cárcel por la denominada tragedia del Ford Ka que se cobró tres vidas, en 2007; Franco Moratta fue condenado a dos años de cárcel (estuvo sólo ocho meses en prisión) por dejar incapacitado a un joven en 2008, en barrio Nueva Córdoba, de la capital provincial.

Si bien resta esperar cómo impactará el plan de tolerancia cero, los Moratta, los Castro, los Perotti conforman esa fauna que se padece en Córdoba. Más allá de la sentencia que haya por Mariana Ellena, a la luz de los siniestros que se sufren cada día, en los casi dos muertos por día en choques, en las picadas de cada madrugada a las salidas de los boliches, nada parece indicar que las cosas vayan a cambiar.

 


Sobre esta noticia

Autor:
Asi Sera (11 noticias)
Visitas:
566
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.