Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Melitón Medina escriba una noticia?

Su majestad la mentira - por Eduardo Ramos Campagnolo -

20/05/2012 16:42 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Se puede promover una mentira para ocultar una verdad, verdad que no es conveniente a los intereses de un grupo de poder y a otros grupos de presión que reciben beneficios del grupo del poder y en razón de ello, atendiendo a sus intereses, financian ( no con sus dineros) y apoyan la difusión masiva de esa mentira. Y, si el grupo del poder dispone del control de la mayoría de los medios de comunicación social, de la prensa televisiva, radial, escrita y los utiliza hasta saturar a la población diariamente durante años con su propaganda oficialista, seguramente logrará su objetivo de ocultar las verdades históricas y además la realidad actual, que le es adversa a sus intereses y desnuda la falsedad de sus discursos en los que intenta burdamente mostrar las maravillas de su gestión. Y el pueblo a sabiendas de la mentira la escucha y la soporta, aunque no la comparta, porque cree que no afecta a sus intereses cotidianos. El pueblo argentino solo se moviliza y se manifiesta ofuscado cuando se ve afectado su salario, su poder adquisitivo, cuando cada sector social ve peligrar sus ingresos, los que dependen de las industrias, de los comercios, de la agricultura, de los servicios, de la ganadería, de los empleos públicos ( nacionales, provinciales y municipales) y de los subsidios del Estado, entre otros. Es debido a esto que cuando una mentira, por más escandalosa que ella sea, reina, y no es contrariada por el conjunto del pueblo, porque no afecta a sus bolsillos. Y sabido es que en Argentina lo único que mueve a las protestas sociales auténticas y no alquiladas, es la flaqueza del bolsillo. También es conocida la realidad que es la incorrectamente denominada clase media la que motoriza las protestas sociales capaces de derrocar a gobiernos, así sucedieron los cacerolazos que hicieron dimitir al Presidente Fernando de la Rúa y así se reunieron trescientasl mil personas apoyando la protesta de los sectores que dependen de la economía del campo, cuando el entonces Presidente Néstor Kirchner pretendió atentar contra sus intereses. Retomando la cuestión de la promoción de las mentiras promocionadas por el poder, la historieta en desmedro de la historia y en relación a los juicios-farsa que el Estado nacional argentino orquesta contra los ciudadanos que participaron ( o no) en el conflicto armado contra las organizaciones terroristas en el período de la guerra fría comprendido entre 1960 y 1980, la mentira comienza a desnudarse. En un principio se planteó esta temática sustentándosela en la teoría de lo dos demonios y don Raúl Alfonsín, ilegalmente se abrogó causas que no eran competencia del poder ejecutivo y juzgó a las juntas militares, es decir sólo a los presuntos máximos responsables de los excesos cometidos durante los gobiernos militares. Hubo amnistías e indultos, luego se estableció la responsabilidad unilateral de las fuerzas armadas y de seguridad y los terroristas de las organizaciones armadas fueron eximidos de los homicidios, secuestros, asaltos, etc... cometidos. Con el pasar del tiempo y hasta nuestros días comenzó a verse que miles de argentinos había sidoa secuestrados, asesinados, etc...durante gobiernos democráticos com el de María Estela Martínez de Perón, en 1975, de Arturo Humberto Illia, 1963-66, Héctor Cámpora en 1973 y hasta el de Raúl Alfonsín con el ataque terrorista del Movimiento Todos por la Patria ( organización terrorista organizada entre otros por el Secretario de derechos humanos argentinos Eduardo Luis Duhalde) al cuartel de La Tablada. Y también, al revisarse la historia afloró el conocimiento de los decretos firmados por la Presidenta de la Nación: la señora viuda de Perón con la firma de los ministros Deheza, Ruckauf, Cafiero y otros, donde se ordenaba a los militares: ANIQUILAR a los terroristas. Ninguno de estos está preso en las cárceles donde están condenados a muerte lenta 1160 militares, policías, sacerdotes, civiles, jueces, mujeres, casi todos octogenarios, y donde ya murieron 160; ni siquiera son citados a prestar su testimonios ante la "justicia" cómplice del gobierno en turno. ¿Porqué? es simple, porque asumir la verdad implicaría asumir la responsabilidad del poder político, especialmente y no exclusivamente del poder político peronista, que casualmente hoy gobierna Argentina y muchos responsables como los mencionados anteriormente aún viven; y ningún partido político manda a la cárcel a sus propios dirigentes históricos, la Sra. de Perón fué Vicepresidente y Presidente de la Nación, Cafiero Ministro, legislador nacional y ostentó otros cargos, Ruckauf el sonriente eterno también. También el relato oficialista dirigido a un pueblo supuestamente tonto, contó que la organización paramilitar Triple A fue concebida por el monje negro José López Rega, entonces Ministro de Bienestar Social y secretario personal del General Perón, así aún se piensa que los asesinatos cometidos durante las presidencias del General Perón y luego durante la presidencia de su esposa, fueron obra de "Lopecito y su Triple A". En Argentina no se puede hablar, o escribir, mal de ciertos íconos como Gardel, Maradona, las santas abuelitas de la plaza de mayo, el Che Guevara o del General Perón; "de eso no se habla mal". Pero detengámonos en Perón ¿ Porqué de él no se puede hablar mal y sin embargo no se lo menciona en los discursos oficiales, o sea que tampoco se puede hablar bien de él, simplemente se lo ha "desaparecido" de la historia argentina; y sí se exalta el recuerdo de Eva Perón ( su esposa anterior). Mi condición de testimonio vivo y estudioso de la historia argentina me otorga la autoridad para afirmar lo siguiente: Fué el General Juan Domingo Perón, en ejercicio de la Presidencia de la Nación quién dió públicamente la orden de ANIQUILAR a los terroristas de las organizaciones Montoneros, FAR, ERP y tantas otras de la época. Y los documentos de la época ( que se pretenden ocultar) avalan mi afirmación: Vestido con el uniforme de Teniente General el día Domingo 20 de enero de 1974, Perón, desde la residencia presidencial de Olivos, dirigió un mensaje por radio y televisión al pueblo argentino instándolo a luchar contra los elementos guerrilleros, en un segmento de su discurso dijo textualmente Perón:" ...a las fuerzas políticas y al pueblo en general, pues ANIQUILAR cuanto antes este terrorismo criminal es una tarea que compete a todos los que anhelamos una patria justa, libre y soberana..." La severa condena de Perón fue en respuesta al ataque criminal terrorista contra el Regimiento de Tiradores Blindados de Azul, en la provincia de Buenos Aires. Poco a poco, la verdad, aparece, removida por el escalpelo implacable de de la ciencia histórica y, cuando no quede otra opción que aceptarla, e arribará a la conclusión que quienes actuaron en defensa de la Patria, lo hicieron por orden del Presidente de la Nación Juan Domingo Perón y luego de su esposa y otros sucesores, todos de gobiernos democráticos, constitucionales y mayoritarios, y que, por si esto resultara poco, además estas órdenes contaban con la simpatía y el consenso de la inmensa mayoría del pueblo argentino. Esto explica por qué se oculta lo que no conviene, por que hubo una responsabilidad expresa política de un partido político del cual muchos funcionarios, legisladores y miembros del poder ejecutivo de hoy, formaron parte, avalaron con discursos enfervorizados su apoyo a la lucha antiterrorista y por lo tanto responsables de los sucesos por los cuales hoy solo se enjuicia ilegalmente a los militares. Llegará el día, tarde o temprano que distintos partidos políticos, no solo el Justicialismo deberán asumir sus responsabilidades en la guerra sucia, ese día, para no asumirla como tal, seguramente dictaran una amnistía fundamentada en la necesidad de pacificar la Nación.


Sobre esta noticia

Autor:
Melitón Medina (30 noticias)
Fuente:
elblogdeeduardoramos.blogspot.com
Visitas:
154
Licencia:
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.