Globedia.com

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Yosoysombra escriba una noticia?

Con la medida que midas serás medido

01/07/2013 08:23

0 Porque con el juicio con que juzguéis seréis juzgados, y con la medida con que midáis se os medirá. Porque a quien tiene se le dará y le sobrará; pero a quien no tiene, aún lo que tiene se le quitará

0

Nadie puede ser considerado exento de pecados porque no somos perfectos, errar es humano, por otra parte, el ser humano tampoco puede ser perfecto, es imposible.

Nos cuesta reconocer nuestras equivocaciones y por esta causa no aprendemos y tropezamos con la misma piedra varias veces, sin embargo, a la hora de juzgar, lo hacemos como si fuéramos perfectos.

Jesús dice: - Yo no vine para juzgar sino a salvar lo que estaba perdido es decir a nosotros, al entregar su vida en la cruz, nos hizo a todos hijos de Dios, y nos regalo el Evangelio que son normas de buenas conductas propias de los hijos de Dios, y lo mejor de todo, nos regala el Espíritu Santo, nuestro personal training., , , , , , , pero nadie las pone en práctica, todos nos ponemos en jueces de todos.

Como no aprendemos y seguimos cometiendo errores y así desconocemos y despreciamos al Espíritu Santo, ... con los errores vienen las malas consecuencias y las sufrimos, los errores nos alejan de Dios y nos alejamos de su protección,

No obstante, seguimos juzgando, y al juzgar a otros también nos juzgamos a nosotros de la misma forma.

**

Mateo 7, 2; 13, 12

7, 2 Porque con el juicio con que juzguéis seréis juzgados, y con la medida con que midáis se os medirá. 13, 12 Porque a quien tiene se le dará y le sobrará; pero a quien no tiene, aún lo que tiene se le quitará.

**

El juzgar no corresponde solo a los jueces, los jueces juzgan de acuerdo a los delitos que están tipificados en la ley, los jueces tiene ese deber, .. pero nosotros, juzgamos otras cosas, juzgamos las conductas no con juicios sino con prejuicios tipificados por una sociedad enferma y desprovista del amor al prójimo y también del amor a Dios.

La Biblia está llena de ejemplos, podemos comprender la actitud del buen samaritano, pero no la ponemos en práctica, el ejemplo del sacerdote y el levita, que se mostraron indiferentes al hombre malherido y tirado en el camino, es un forma muy injusta de juzgar, ... la indiferencia a los problemas de otras personas, lo triste es que, nadie puede estar seguro de que no vamos a sufrir lo mismo que los otros, .. y sucede, vamos a pensar lo peor, que nadie va a socorrernos.. si alguien miente alguien se perjudica, y luego, el que miente ya no podrá confiar en nadie más, pensará que todos son mentiroso igual que el, y así la sociedad entera se va enfermando.

Nuestra soberbia nos hace creer que lo sabemos todo, pero es poco lo que sabemos porque juzgamos, si realmente supiéramos no juzgaríamos, no me refiero a los delitos que marca la ley, sino a la discriminación, a la indiferencia, a la falta de solidaridad. a la falta de caridad y misericordia. el elitismo, las corporaciones, las fronteras que nos creamos en el corazón, la envidia, el egoísmo etc. etc.

El Espíritu Santo, es nuestro guía personal, en el Espíritu reside todo el conocimiento de Dios, el que no aspira a ser guiado y engendrado por el Espíritu Santo, se auto-margina de Dios

Comentarios

No hay comentarios, se el primero en