×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×

ConsultorartesanoMiembro desde: 06/07/10

Consultorartesano

http://blog.consultorartesano.com/

0
Posición en el Ranking
0
Usuarios seguidores
Sus noticias
RSS
  • Visitas
    2.548.011
  • Publicadas
    1.671
  • Puntos
    0
Veces compartidas
191
¡Consigue las insignias!
Trimestrales
Recientes
Visitas a noticias
Hace 6d

image

La prensa está recogiendo estos días la entrada en vigor del registro obligatorio de horas de trabajo. Esta ley, aprobada en marzo pasado, ha entrado en vigor ayer domingo 12 de mayo de 2019. En principio parece que su objetivo es controlar los fraudes. Desde luego que en aquellos sectores en los que la presencialidad es inherente a la actividad laboral tiene sentido establecer algún tipo de control que impida la explotación laboral de las personas. No sé si esta es una buena medida. Entiendo que persigue un control mayor sobre el tiempo de trabajo. Y aquí es donde me paro a pensar: hay trabajos en los que aplica y otros en los que no tiene sentido alguno.

Sin embargo, este tipo de medidas es muy útil para hacernos caer en la cuenta de que aquello del supuesto "trabajador del conocimiento" es una verdad a medias -si es que no lo es en una escala muy inferior- porque sigue habiendo miles y miles de puestos de trabajo en los que la vara de medir es la presencia. Reconozco que yo me muevo en un escenario quizá extremo en el que trabajo y no trabajo se van entrecruzando varias veces al día. De hecho ahora mismo, mientras escribo estas líneas, ¿estoy trabajando? ¿Y si estuviera escribiendo una crónica de una ruta en bici, que también aterriza en este blog, estaría trabajando?

Más aún, si me descubro pensando en determinados asuntos de trabajo y anotando una idea, ¿es tiempo de trabajo? ¿Debería registrar todos esos momentos de trabajo y sumarlos para tomar conciencia de cuánto tiempo trabajo en realidad? ¿A lo mejor a quienes hemos optado por no tener jefes (digo de los tradicionales porque los clientes han reemplazado en parte esa función) no se nos puede imputar la misma ley que al resto de personas que trabajan por cuenta ajena?

¿De qué hora a qué hora trabajo habitualmente? Me volvería loco para responder a esta pregunta, a pesar de que tengo mis rutinas. Quizá un registro de dedicaciones me viniera bien para analizar qué hago y si es lógico que sea así. No seré yo quien diga que los registros no son necesarios. Ahora que vivimos en la era del Business Data Analytics, no hay como echarle más madera desde el lado del registro minucioso de cuándo trabajamos. Imagino un registro loco, con horas del día intempestivas y otras que funcionan a modo de valle. Habrá días en los que mi sistema vital me pida dejarlo y dedicarme a otras cosas y otros en los que una hora no es en realidad una hora, sino bastante más por la productividad que soy capaz de conseguir.

El tiempo de trabajo del que se solicita registro con esta nueva ley es un tiempo neutro, para nada vinculado a estados mentales o algo parecido. El tiempo de registro en tanto tiempo presencial no deja de ser una trampa. Pero, al mismo tiempo, es una manera de controlar que no se cometen excesos en una buena parte del trabajo actual. Porque en la economía del conocimiento resulta que hay mucho empleo basura que pide horas, cuantas más, mejor.

La semana pasada me enviaron desde mi asesoría los formularios para que cumplimentara los registros. Los miré y entré en estado de confusión mental. Luego enseguida me explicaron que se habían equivocado, que como trabajo conmigo y mis circunstancias, no hacía falta semejante desgaste neuronal. Pasado el susto inicial, volví a la carga y pensé en las enormes contradicciones del trabajo actual. Sí, en muchos casos sigue haciendo falta ese control de horas. Dé lástima o no, es lo que hay. Sí, se lo podemos explicar a Laloux, que la plenitud en el trabajo tienes estas cosas más vulgares, ¿verdad?

Más recientes de Consultorartesano

Universidad para asesinos, de Petros Márkaris

Universidad para asesinos, de Petros Márkaris

Aquí el comunicado tras el segundo asesinato de un académico metido a la política en la Grecia de Petros Márkaris. Quedáis avisadas, quedáis avisados. La docencia universitaria tiene estas cosas. Ayer ejecutamos a Aristotelis Arjontidis por alta traición Hace 2d

Planes de acogida... y planes de salida de las personas en la Administración Pública

Planes de acogida... y planes de salida de las personas en la Administración Pública

De un tiempo a esta parte me han coincidido varios proyectos para clientes de la Administración Pública. Supongo que irá por barrios, pero la edad media de las personas que trabajan en este tipo de instituciones es inusualmente alta (para lo que estoy acostumbrado) Hace 4d

33 kilómetros

33 kilómetros

Terminan las viviendas turísticas, pero no así la arena, que continúa como protagonista de la costa. Serán 33 kilómetros hasta encontrar alcanzar el punto de llegada, allí donde el río alcanza su meta. Mientras pedaleas, la monotonía. A la derecha, inmenso, el océano 12/05/2019

La ilógica de la efectividad

La ilógica de la efectividad

Hay días en que siento que no va a ser el día. No va a ser el día en que pueda presumir de efectividad. Ni de eficacia ni de eficiencia. Nada de nada. Hay días en los que sé que el tiempo pasará por delante de mí sin que pueda hacer nada para ganar siquiera una pequeña batalla 08/05/2019

En la plaza

Al fondo, tras el enorme árbol que ocupa el centro, quedan los columpios. Verdes, amarillos, con bancos a su alrededor. Una niña de apenas un par de años insiste en no abandonar su pequeña moto de un color rosa normalizado. Su abuelo parece algo desorientado 05/05/2019

Mostrando: 1-5 de 1.671