Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Dosamores escriba una noticia?

¿Qué ponerse durante el primer trimestre de embarazo?

22/11/2014 20:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Las primeras semanas de embarazo son días cruciales dentro de la vida de la embarazada, no solo por lo que significa el proceso de anidación del cual depende el desarrollo del embarazo sino también, por una serie de cambios físicos y emocionales a los cuales debe enfrentarse como consecuencia de la montaña rusa hormonal que implica este nuevo estado. Estos cambios son fáciles para algunas y difíciles o al menos abrumadores para otras.

imageLos cambios en el cuerpo implican adaptarse a una nueva versión de sí misma; en ocasiones esto es muy natural e incluso imperceptible para algunas, en otros casos en cambio son días difíciles, llenos de síntomas y cargados de emotividad un poco complicados de manejar.

La elección de la ropa durante este periodo es fundamental para que dentro de la lista de situaciones que se deben manejar "anímicamente hablando" sean más llevaderas; durante esta temporada lo que refleje el espejo será determinante para que la embarazada se sienta confiada, segura y positiva para enfrentar de la mejor forma los dos trimestres siguientes y posteriormente su nueva vida como mamá.

Aun cuando no necesariamente haya que salir corriendo a hacer el primer shopping de ropa de maternidad es prudente tener en cuenta las mejores opciones a la hora de elegir el vestuario para no dar una imagen descuidada, algo que pasa con frecuencia dentro de las embarazadas cuando insisten llevar una prenda que no se acomoda a sus nuevas medidas.

Los cambios físicos más comunes que hacen sentir a la embarazada imageque su cuerpo no es el mismo de antes y que en breve será inminente la necesidad de usar ropa de maternidad son: en primer lugar, la inflamación, hipersensibilidad y aumento del tamaño del busto; en segundo lugar, el endurecimiento de la pelvis (sensación de pelvis redondeada) en tercero, una mediana inflamación del abdomen y en cuarto lugar, el aumento de centímetros en el contorno de la cadera.

Durante el primer trimestre de embarazo, del primer embarazo sobre todo, la moda no es un factor determinante a la hora de ver en el armario que ponerse, durante las primeras semanas hay más bien una imperiosa necesidad de acomodar lo que se tiene en el closet a la nueva silueta. Solo las más femeninas y sofisticadas ven en el embarazo una nueva oportunidad de moda y están ansiosas por lucir su estilo de embarazo desde el primer momento.

Teniendo en cuenta esta situación un poco ambigua aunque coherente, para definir que usar durante estas primeras 13 o 14 semanas es fundamental resolver dos interrogantes:¿Cuándo comenzar a comprar la ropa de embarazo? y ¿Qué piezas que se tengan el closet son adaptables a la nueva silueta?

En cuanto a la primera pregunta: Si se tiene a la mano una propuesta de moda para embarazadas cuyos diseños puedan comenzarse a usar desde el día cero y además tengan uso post parto se puede comenzar a comprar la ropa de maternidad desde los primeros días; de lo contrario, es mejor ser prudentes y esperar la confirmación del ginecólogo de que todo está en orden para comenzar a invertir en los looks de embarazada; no hay que olvidar que el primer trimestre tiene ciertos riesgos. Lo que corresponderá en este caso es hacer una revisión del closet para elegir lo que se puede seguir usando y lo que habrá que archivar por al menos nueve meses.

imageElegir una marca cuyas prendas tengan uso post parto es lo ideal porque son piezas que han sido diseñadas para ser usadas en diferentes momentos del embarazo: las prendas inferiores están confeccionadas con fajones pequeños perfectos para acomodar las pequeñas pelvis abultadas pero, que se estirarán entre más avanzado este el embarazo dando el confort necesario para los trimestres siguientes.

Las prendas inferiores con fajones completos solamente tienen un buen uso a partir de finales del segundo trimestre e incluso para mujeres de contextura muy delgada hasta mediados del tercero.Una característica de este primer trimestre es que la ropa de siempre comienza a quedar pequeña pero todavía no hay panza suficiente para usar un pantalón de embarazo de diseño tradicional, por eso las marcas de ropa de maternidad modernas han actualizado sus diseños de prendas inferiores de manera que las embarazadas de hoy puedan encontrar comodidad desde el principio.

Tratándose de un segundo embarazo la situación es diferente. Al haberimage pasado por un embarazo anterior las paredes abdominales se distienden más rápidamente y es necesario comenzar a usar ropa de maternidad más pronto. Las que habrán guardado algunas prendas de su primer bebé las reutilizarán, otras en cambio buscarán una propuesta de moda con la cual se identifiquen esta segunda vez sobre todo si ha transcurrido mucho tiempo entre uno y otro hijo pues, en los últimos años la moda de embarazo ha cambiado considerablemente.

Ahora bien, en cuanto al segundo interrogante: Hay ciertas piezas que aunque no han sido diseñadas para la mujer embarazada son una muy buena opción, es el caso de las blusas de corte imperio o de línea en "A" con ajuste debajo de la línea del busto, los vestidos de talle alto o sin ajuste, los jerseys abiertos, sobre todo los maxi jerseys porque alargan la silueta, los blazers que entallan la silueta, las túnicas y blusones; en resumen deben ser piezas no tan ajustadas en la parte baja del abdomen, la pelvis y la zona del busto; cuando la panza de embarazo sea más evidente es el momento de lucir prendas ceñidas al cuerpo para lucir la "curva del embarazo".

Muchas piensan que las camisas son otra opción sin embargo, no es así; por lo general aunque se logre abotonar, siempre se ven un poco abiertos o tirantes los ojales haciendo ver a la mujer mal vestida y como si hubiera tenido un aumento de peso sin justificación. La única excepción a las camisas es la camisa de jean que puede usarse como complemento sobre una básica para looks informales.

Tratándose de prendas inferiores, los dos primeros meses muchas siguen usando sus pantalones, un poco ajustados pero todavía cerrados con propiedad. A partir del tercer mes, cuando la inflamación de la pelvis es superior, es necesario tener al menos dos pantalones con fajón mediano: uno negro básico y unos jeans teniendo en cuenta que la bota recta, campana o semi campana favorece a todos los tipos de silueta y los entubados o skinnies son más aconsejables para las mujeres de constitución media o delgada.

imagePor último, tres aspectos que hay que tener en cuenta durante este primer trimestre: la ropa interior, los accesorios y los zapatos.

La ropa interior debe actualizarse tan pronto como se sienta la necesidad, no solamente para mayor comodidad sino para que la ropa se vea mejor; de la buena sujeción del busto depende lo largo que se vea el talle y de cuanto se mantenga la "ilusión de cintura "que tiende a desdibujarse como consecuencia del crecimiento de la panza de embarazo.

Lo ideal es usar prendas que hayas sido diseñadas pensando en las necesidades del cuerpo de una mujer embaraza sin embargo, sino se tiene acceso a marcas de lenceria de maternidad basta con subir una o dos tallas en la marca de predilección, cambiar el estilo de brasier si hay demasiada hipersensibilidad o usar un extensor. Muchas optan por comenzar a usar tops sin ningún tipo de ajuste haciendo ver el torso más corto y el talle más pequeño y sobre todo, olvidando los desastres que puede hacer la fuerza de gravedad.

Los zapatos durante esta época no tienen mucho protagonismo excepto, en los casos de alto riesgo o tratándose de embarazadas que se toman muy en serio la recomendación con relación a la altura del tacón y una eventual caída como consecuencia de la posible pérdida de equilibro a causa del cambio del punto de gravedad en el cuerpo. La recomendación para estos dos casos si no se quiere sacrificar altura a expensas de la comodidad son los zapatos de tacón corrido. Las glamurosas que siempre han usado tacones seguirán como siempre y hasta tanto se sientan cómodas.

Los accesorios, como ya se sabe, son los responsables del toque personal; en los casos de looks all black son la oportunidad de darle un toque de color al vestuario y en el caso de embarazadas después de los 40, que por lo general usan colores oscuros, la mejor opción para no perder modernidad.

@PaulaBoue


Sobre esta noticia

Autor:
Dosamores (57 noticias)
Fuente:
2amores.com
Visitas:
12050
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.