Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Kroll escriba una noticia?

¿Qué me da el banco por mi nómina?

27/08/2014 13:52 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Realmente la domiciliación de nomina se ha convertido en una de las herramientas más potentes a través de las que el usuario puede obtener mayores ventajas y beneficios de las entidades financieras. Desde luego no se trata de una opción muy abierta, ya que como veremos en la mayoría de casos la domiciliación de una nómina va acompañada de un período de permanencia en la entidad que no va a permitir manejar con dinamismo nuestros ingresos de un banco a otro, algo que, por otro lado tampoco resulta muy aconsejable.

Lo cierto es que con las ofertas actuales en la mano el usuario puede llegar a elegir un conjunto de beneficios interesantes que va más allá de los regalos por domiciliación de nomina, que, por cierto, han caído mucho en los últimos años y cada vez se encuentran menos presentes entre las ofertas de las entidades financieras.

image

Las primeras ventajas

Las primeras ventajas que debemos exigir cuando domiciliamos nuestra nómina tienen que ver con los costes de mantenimiento de las cuentas. Hoy en día resulta realmente un mal negocio contratar una cuenta en la que domiciliar nuestra nómina si esta presenta comisiones de mantenimiento o similares ya que, generalmente, todas las cuentas nómina eximen al usuario de los pagos de estas comisiones.

Generalmente encontraríamos tres ventajas inmediatas en este tipo de productos, ventajas que deben ser el punto de partida de la negociación por una domiciliación de nómina:

  • Eliminación de las comisiones
  • Tarjetas de coste gratuito en su contratación y sin mantenimiento en años posteriores
  • Transferencias y domiciliaciones de recibos gratuitas

Contar con estos tres elementos ya es un buen punto de partida a la hora de negociar la contratación de una cuenta nómina.

La remuneración

Se trata de un punto conflictivo, y esto es así porque generalmente las cuentas nómina que ofrecen remuneración pasan directamente a ser cuentas de ahorro con pocas funcionalidades, es decir, cuentas en las que no podemos realizar domiciliaciones, transferencias, etcétera. Existen algunas propuestas muy concretas en las que se combina la funcionalidad de una cuenta como si fuera una libreta a la vista con una cierta remuneración, sin embargo, son las menos y ofrecen remuneraciones muy bajas.

Los depósitos bienvenida

Son otra opción que podemos tener en cuenta antes de contratar una cuenta nómina. Hoy en día probablemente las mejores ofertas de depósito bancario tienen que ver con estos depósitos bienvenida, en algunos casos como la oferta de Bankinter vamos a encontrar un imbatible 5% de rentabilidad durante el primer año. Sin embargo, precisamente estos depósitos suelen ser los que mayor volumen y nivel de vinculación van a acabar exigiendo al usuario; es decir, son interesantes porque tal como está el mercado de depósitos son los mejores, pero a la vez, son vinculantes en exceso.

Los préstamos y financiaciones preferentes
Más sobre

Se considera otra de las ventajas añadidas a las nóminas domiciliadas. Realmente el préstamo preferente prácticamente ha desaparecido a no ser que hablemos de cuestiones muy concretas como los hipotecarios, y, tampoco en estos vamos a encontrar mucha preferencia ni mucha bonificación añadida, ya que, las mejores ofertas, las de diferenciales por debajo del 2%, ya vienen a exigir un nivel de vinculación muy importante para su concesió en el que se incluye la domiciliación de la nómina en muchos casos.

Generalmente lo que vamos a encontrar como factor diferencial son los denominados anticipos nómina o préstamos nómina. Se trata de productos que en muchos casos nos permiten anticipar una o dos nóminas, es decir, el importe de una o dos nóminas domiciliadas. En la mejor versión de estos productos encontraremos que no se aplica comisión ni interés sobre los mismos, sin embargo, no suelen ser flexibles; es decir, se trata de un anticipo en toda regla que debe ser devuelto en el cobro de la nómina.

Otra versión muy extendida es la de un préstamo preconcedido, es decir, una línea de crédito permanente que se mantiene en función generalmente de los importes de nuestra nómina. Éste caso de todos modos es más complejo y no suele relacionarse de manera directa salvo propuestas muy concretas.

En cualquier caso el usuario debe saber que para las entidades la captación de domiciliaciones de nóminas es atractiva por lo que siempre, en cualquier caso, hay que tratar de sentarse a negociar de manera individual y obtener las mejores condiciones posibles.


Sobre esta noticia

Autor:
Kroll (336 noticias)
Fuente:
mejorescuentascorrientes.com
Visitas:
47
Licencia:
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.