Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Eduardo Ramos Campagnolo escriba una noticia?

VIVIR: Mi ideología - Por Eduardo Ramos Campagnolo -

13/08/2012 10:03 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

Lo primero que hice fue asumir la muerte, vivir cada día como si mañana me fuera a morir, entonces pensé: ¿qué debía dejar en mi paso por la vida? Entonces me di cuenta que ya no moriría del todo porque mis hijos eran mi continuidad (y tenía cinco), cada uno de ellos eran una parte de mí... Luego quise transmitir un mensaje y que ese mensaje no se borre con mi muerte, que la trascienda y me di cuenta que había algo que permitía conquistar el tiempo, era el libro. Entonces escribí mi primer libro titulado "Los años de plomo" y en sus seis últimas páginas, el mensaje. Lo peor que me podían y me pueden decir es que pudiendo hacer algo no fui capaz de hacerlo, aún lo hago... sueño. Sobre los seres humanos cae el peso de la vida, algunos aguantan, a mí el sufrimiento me agudizó el ingenio y aprendí algunas cosas, por ejemplo que sólo existe el futuro y que la realidad es lo que aún hay que lograr y que la realidad se construye, que muchos pequeños triunfos constituyen una gran victoria aunque lo importante no sea el resultado sino la lucha. Comprendí que las cosas casi nunca son como debieran ser, sino como son, una carrera de obstáculos, que los tiempos que hemos supuesto generalmente se duplican en el mejor de los aconteceres y que cuando la meta parece más cercana más rápido se consume la paciencia. Aprendí que de casi todo lo malo puede sacarse algo bueno, pero también que lo que en un principio parece buenísimo con el paso del tiempo puede traer algo malo y que por lo tanto no hay que alegrarse ni entristecerse demasiado. Aprendí que es bueno no mirar lo que hacen o dejan de hacer los demás, que es bueno relacionarse con los buenos, que los malos y los neutros son pérdida de tiempo, que mis acciones son significantes y sólo ellas, las palabras sólo un complemento y cada una debe revisarse antes de pronunciarse, que no es bueno quejarse porque si lo pensamos siempre habrá cosas peores de las que preocuparse. Tengo enemigos pero los amo porque me enseñaron a no ser como ellos y cada vez que los veo me alegro de ser como soy, si odiara estaría derrotado. Vengo de la nada, por eso un poquito me parece mucho y ese mucho pasa por una clara convicción de mi camino y una infatigable voluntad de llegar, amigo que me lees te dejo este regalo: "Fìjate que cosa maravillosa, al cabo de unas horas la noche se transforma en día"


Sobre esta noticia

Autor:
Eduardo Ramos Campagnolo (93 noticias)
Fuente:
elblogdeeduardoramos.blogspot.com
Visitas:
163
Licencia:
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.